Entrevista al Procés Embat: "es el momento de pasar de la época de los colectivos a la de las organizaciones"

ALB Noticias Entrevista al proceso Embat, una iniciativa de Catalunya para crear una organización de militantes en aquel territorio. Embat se sale de la tradición organizacional ibérica típica o habitual y pretende crear una organización libertaria con líneas claras en línea con otros procesos internacionales. La entrevista es larga y se comentan muchos aspectos del anarquismo actual, de sus carencias, sus fortalezas, etc.

La entrevista está dividida en varias partes que agrupan a las preguntas de temática similar.

 

 

Presentación


ALB Noticias.- Explicadnos qué es el proceso Embat y qué intenciones tiene.

Embat es un proceso para la creación de una Organización política libertaria centrado en Catalunya. Decimos que es un proceso y no una organización aún, porque queremos que en el momento de constituirse ésta debería ser ya una estructura sólida, teniendo suficientes grupos de personas dispuestas a operar bajo las premisas que salgan del futuro congreso de constitución.

Si creáramos esa organización ahora no tendríamos ni fuerza, ni legitimidad ante la sociedad en general o ante el movimiento libertario en particular. No queremos estructuras vacías, ni pensamos que sea buena idea saltarse etapas. La organización se creará cuando se vea una necesidad. Mientras tanto seguiremos siendo un proceso basado en el debate, la formación y en sobretodo la intervención social de nuestra militancia. La organización de militantes que proponemos implicará que todas las personas que la componen actuen de la misma manera o como mínimo de forma complementaria, con unos niveles de compromiso, de discurso y de actuación similares entre sí.

ALB Noticias.- ¿En qué se plasma vuestra práctica concreta? ¿Cómo funciona en el día a día?

Nuestra estructura se divide en dos vertientes. Por un lado están las asambleas territoriales, que por el momento solo contamos con la de Barcelona y periferia y la de la Catalunya Central. Como su nombre indica, estas asambleas agrupan a los militantes de un determinado territorio o localidad. Y por el otro lado tenemos las asambleas sectoriales o frentes de lucha, que agrupan a la militancia de un determinado ámbito de actividad, movimiento o lucha social. En este caso tenemos activados ya el comunitario y el laboral. Y dentro de ellos tenemos trabajo ya desarrollado en los ámbitos de municipio/barrio y en el de enseñanza, que pronto echará andar de forma autónoma.

Por otro lado tenemos una pequeña estructura superior, que es el trabajo propio del “proceso”, que son las comisiones. En principio funcionamos con una estructura mínima: la comisión de organización (que se encarga de la extensión), la de contenidos (que fija los acuerdos del proceso sobre cada temática y puede dar pie a las asambleas sectoriales) y la de comunicación (que se encarga también de la formación interna). Intentamos es que la información fluya en todo lo posible para que todo el mundo pueda opinar. Cada militante se ha de sentir parte de un proceso colectivo.

Cartel de la minigira de presentaciones de Embat en Madrid, nov. '14

 

 

 

 

 

ALB Noticias.- ¿Qué aporta Embat de novedoso al panorama de las organizaciones libertarias?

Quizá lo novedoso estaría en que creemos que hay que agrupar y organizar en una específica a toda aquella militancia que por los motivos que sea hoy en día no está en nuestros proyectos, que ha abandonado el movimiento, que milita en los movimientos sociales o que si milita en el movimiento libertario lo hace de forma crítica. Es por eso que decimos que los movimientos muchas veces funcionan de forma libertaria, pero esto no quiere decir que sean libertarios. No tienen objetivos revolucionarios. Sabemos que en la mayoría de los movimientos sociales tenemos a antiguos compañeros que militan en ellos, pero que no tiene contacto con otros, ni con el resto del movimiento libertario. Para lograr fuerza debemos reconducir toda esta dispersión.

Pero ello no excluye a la gente que milita en el movimiento libertario de forma normalizada. De hecho buena parte de la militancia actual del Procés Embat lo hace en colectivos libertarios, ateneos, sindicatos y en asambleas libertarias territoriales. En este caso lo que aportamos desde el proceso Embat son unas líneas de trabajo claras, un discurso, unos objetivos y una estrategia para avanzar hacia un cambio revolucionario. Embat es un sujeto político que se dirige desde el anarquismo hacia la sociedad. Pero se trata de un anarquismo de línea revolucionaria y por tanto público, integrador y resolutivo que busca que algún día las ideas de liberación alcancen la hegemonía social y cultural. Para esto tiene que servir este proceso que hemos iniciado.

Buscamos que cada militante tenga una “inserción social”. Es decir, que todo el mundo tenga una visión del mundo basada en el terreno de lo social, que piense que el capitalismo debe derrocarse mediante un proceso revolucionario de profundas transformaciones sociales y que quiera organizarse políticamente para ello. Pero deberá asumir que no será una vanguardia de anarquistas sino el pueblo organizado, el pueblo empoderado, es decir, el “pueblo fuerte”, quien hará estos cambios. Y para ello debemos estar organizadas en los movimientos populares que impulsan este avance dejando una huella libertaria. Sin ello, estaremos al margen de los instrumentos de los cambios históricos.

Por otro lado promovemos el término “poder popular”, que aún no está muy difundido en el ámbito libertario ibérico. Es un concepto que viene del marxismo latinoamericano (de manera similar a que el concepto “autogestión”, que viene del socialismo yugoslavo y ha sido adoptado ampliamente por el anarquismo), aunque lo utilizamos como hacen los anarquistas de allí (los que lo han adoptado) refiriéndonos a un proceso de luchas populares que generan victorias que crean ilusión, un empoderamiento colectivo, un imaginario de nuevas victorias y con el tiempo crean organización popular con perspectivas de lograr un éxito definitivo. Si este poder popular se da a nivel general, entonces habremos llegado a un escenario donde será posible implantar el comunismo libertario. El choque revolucionario estará cerca. Lo empleamos por que nos parece muy gráfico, fácil de explicar y que tiene ejemplos reales a los que aludir.

ALB Noticias.- Como decís, estáis en varias organizaciones. Queríamos saber cómo vais a influir a estas organizaciones sociales.

Teniendo un discurso, un relato capaz de demostrar que avanzaremos hacia un mundo mejor si nos hacen caso. En este aspecto no nos diferenciamos de otra gente anarquista que participa en los movimientos sociales o en campañas unitarias. No somos inocentes y sabemos que los espacios comunes no son neutros, ni están despolitizados. En ellos milita gente de otros movimientos políticos y de partidos parlamentarios. Queremos evitar que los movimientos sociales se conviertan en correas de transmisión de estos partidos. Pensamos que para que un movimiento social cumpla sus objetivos, los que sean, éste debe ser autónomo o independiente de los partidos políticos. El papel de las y los anarquistas en estos movimientos debe ser que los movimientos sociales se vean a sí mismos con un un sujeto político autónomo, capaz de tomar sus propias decisiones estratégicas.

Pensamos que si este hecho se diera a la vez en varios movimientos sociales, lo natural sería que surgieran mesas de movimientos sociales o convergencias con otras luchas, con los sindicatos, el movimiento estudiantil, vecinal... y que se generara un movimiento popular con objetivos propios. Quizá en esta fase aún el movimiento popular ni siquiera sea revolucionario, no lo sabemos, pero será un avance importante respecto con lo que tenemos ahora.

Para contestar a la pregunta, la militancia libertaria de un determinado movimiento social o frente de lucha se juntan y analizan su propio movimiento con perspectiva. Y luego tras ese análisis decidirán qué estrategias y tácticas llevarán a cabo en su militancia local.

ALB. Noticas.- ¿No es esto dirigismo?

Creemos que cualquier movimiento político quiere influir en las decisiones tomadas en los espacios amplios unitarios, sino no va. El procés Embat en este aspecto hace lo mismo que otros colectivos libertarios o los sindicatos anarcosindicalistas que en algún momento hablan de “radicalizar las luchas”. Muchas veces pasa que un colectivo libertario no tiene una actitud pasiva a la hora de ir a los espacios comunes, e intenta imponer sus puntos de vista. A veces en forma de lemas para una manifestación, otras en estética, en cartelería, en discurso, en tácticas, etc. Y si no consigue imponer sus puntos de vista en ocasiones lo que hace es impulsar ese mismo movimiento social, pero con unas premisas iniciales libertarias.

En nuestro caso no creamos un espacio con esas premisas iniciales libertarias, sino que partimos de quienes ya militan en los movimientos sociales, quienes han llevado a cabo una lucha social y que comparten nuestros puntos de vista. Sabemos que ya tenemos a la gente dentro, sólo tiene que organizarse.

Presentación en Can Batlló, Barcelona, el 13-02-15
 

Condiciones para la militancia


ALB Noticias.- Decís que una de las cuestiones por las que surgís es la falta de agilidad de las organizaciones con gran diversidad ideológica, poniendo como ejemplo la FAC y las asambleas de barrio. ¿No basta con ser libertario?

No pretendemos organizar a todo aquel que se autodenomine anarquista. “Anarquismos” hay muchos y no todos son compatibles. Pensamos, y no nos oponemos, que de hecho debería haber varias organizaciones libertarias a la vez, cada una con una línea de acción concreta, ya que cada línea debe tener su propio recorrido.

Decir que esta decisión está basada en nuestra experiencia anterior, dado que hemos participando en varios intentos organizativos que no llegaron a buen puerto. Uno de los principales errores que detectamos en su día fue el querer juntar a grupos con líneas incompatibles, con tácticas diferentes o incluso con discursos diferentes. También dentro de algunos grupos puede llegar a haber gente con distintas líneas tácticas y estratégicas.

Los debates son farragosos y a menudo el colectivo queda paralizado sin tomar una postura clara. Esto creemos que constituye una debilidad, ya que no fomenta una acción política coherente, sino el activismo por el activismo o estar saltando de una campaña a otra al no tener un plan de acción.

ALB Noticias.- ¿Vuestro ámbito territorial se circunscribe a la comunidad autónoma de Cataluña o abarca los Països Catalans, los territorios catalano-parlantes?

De momento nos basamos en militantes de Catalunya. Si pasamos a cubrir los Països Catalans o nos quedamos en Catalunya dependerá de si las compas del País Valencià o de las Islas Baleares quieran organizarse con nosotras aunque pensamos que el hecho de compartir vínculos lingüísticos puede hacer que el encuentro sea más natural. De hecho opinamos que en estos momentos hay que fomentar los procesos locales. Cada territorio tiene una idiosincrasia propia y se tiene que organizar por su cuenta. Si luego hay procesos de confluencia o se queda en una colaboración puntual es secundario a tener alguna cosa que funcione bien en casa.

ALB Noticias.- Es típico de las últimas décadas que las específicas veten a miembros de partidos políticos y de CGT. ¿Consideráis que estas restricciones son perjudiciales?

Partiendo de que nuestro movimiento fue fundado por Giuseppe Fanelli, que en aquellos momentos era diputado italiano, creemos que se trata de restricciones absurdas. El problema no era si Fanelli era diputado o no. Sino saber qué programa seguía en ese caso concreto: si el de su partido, del que formara parte en Italia, o el programa revolucionario de la Internacional y de la Alianza. Fanelli vino a extender la Internacional e introdujo también el programa de la Alianza de la Democracia Socialista impulsada por Bakunin, no vino a extender la masonería o el programa del partido italiano por el que estaba en el Parlamento.

Nuestra obsesión no viene por en dónde está cada militante en estos momentos, sino por lo que hace y dice. Tiene que haber una coherencia de acciones y discurso, cierto, pero sobretodo debería haber unos intereses revolucionarios que fueran el objetivo finalista independientemente de en donde se esté en estos momentos. De hecho muchas veces deberíamos fijarnos en qué carencias tiene nuestro movimiento para que otros proyectos políticos se vean como más deseables que el movimiento libertario. Y puede pasar al contrario, que algún movimiento político nos quiera utilizar para sus propósitos particulares, no somos inocentes al respecto.

Es evidente que los partidos políticos de izquierdas actuales tienen gente honesta que milita en ellos porque piensa sinceramente que son una herramienta para el cambio social. Pensamos que estos militantes deberían estar en nuestro movimiento. Y ésto no se hace excluyéndolos. Volviendo a los símiles históricos a finales del siglo XIX y principios del XX un buen número de anarquistas militaba en los partidos socialistas como corriente revolucionaria (en Italia, Alemania, Holanda, Austria, Hungría, Checoslovaquia...), hasta que fueron expulsados por el marxismo. Serían después militantes clave en el proceso de creación y consolidación del sindicalismo revolucionario. Si se los hubiera expulsado del “movimiento anarquista”, en caso de que fuera posible algo parecido, habrían terminado sus días como corriente crítica dentro de la socialdemocracia en lugar de contribuir con su esfuerzo a un movimiento revolucionario.


Presentació Ateneu La Base, Barcelona, 03-10-14

Tipo de organización
 

ALB Noticias.- Habláis de las carencias de las organizaciones actuales. ¿Cuáles serían éstas y cuáles son las soluciones que planteáis?

En primer lugar hay una carencia de organizaciones. La verdad es que quitando el anarcosindicalismo hay muy pocas más. Y de lo que más tenemos son más bien coordinadoras de colectivos independientes. En nuestro caso queremos organizar a aquella militancia libertaria o de los movimientos sociales que apueste por un modelo de anarquismo social y organizado, que respete nuestra apuesta estratégica de poder popular. El anarquismo político es el motor, el poder popular el instrumento. Como decimos muchas veces, creemos que es el momento de pasar de la época de los colectivos a la de las organizaciones. La clave es que da lo mismo ser mucha gente en un momento concreto si no se actúa de forma organizada. La organización, y el hecho de que toda la militancia reme en la misma dirección, proporciona fuerza, ponderando acción y reflexión e imprimiento agilidad y flexibilidad a las decisiones tomadas.


ALB Noticias.- Rompéis la tradición de los grupos de afinidad de las organizaciones específicas anarquistas ibéricas y optáis por asambleas territoriales y sectoriales. ¿Qué ganáis con ello?

Diríamos que es así como se están organizando los movimientos sociales desde hace años. Los grupos de afinidad son útiles en condiciones de clandestinidad. Pero para construir un movimiento público se debe optar por colectivos abiertos e inclusivos, capaces de incorporar a gente nueva. En este caso las asambleas son una solución.


ALB Noticias.- ¿Decisiones por consenso o por mayoría?

Todavía no hemos votado nunca. Pero está claro que cuando seamos más gente llegará un momento en el que se tengan que tomar las decisiones consensuadas por mayorías.


ALB Noticias.- No habláis de comités o de secretarías, sino de comisiones y grupos de trabajo. La capacidad de decisión de estas instancias siempre es fuente de debate. ¿Cómo lo habéis resuelto?

No tenemos ningún órgano ejecutivo, sino que nuestras decisiones son un producto del debate. En este caso se trata de que no somos una organización todavía y no creemos que nadie deba tomar las decisiones en el nombre de los demás. Las comisiones hacen su trabajo consultando y presentado resultados al resto de las personas participantes en el proceso, pero tampoco queremos atosigar a quien no ha decidido aún entrar a militar plenamente. Debe tener la información justa pero no un aluvión de mails internos.


ALB Noticias.- Decíais en otra entrevista que crearéis la organización en torno a unos ejes programáticos, ¿Cuáles serían?

De momento estamos haciendo un esbozo de temas en algo que llamamos “proto-programa”. Un programa para crear un marco inicial que pueda tener en cuenta todas las problemáticas y luchas existentes y que haga de hilo conductor para las posteriores deliberaciones y acciones. Sabemos que también hay otra gente haciendo lo mismo. Los ejes no están definidos aún pero serían seguramente política, economía, derechos sociales y laborales, territorio, género, juventud y ecologismo. Se trata de las temáticas que afectan a nuestras vidas ahora y siempre, y ante cada una de ellas nos tenemos que posicionar haciendo propuestas concretas.

Como hemos dicho los ejes pueden ser modificados en el futuro, ya que ahora mismo son un punto de partida para encarar nuestra estrategia a corto plazo, sin pretender crear nada definitivo. Pensamos que le corresponde al movimiento popular como ente político autónomo crear este programa definitivo.

Imagen de Embat


Práctica concreta


ALB Noticias.- No estáis por la pugna electoral (Podemos/Ganemos) pero apoyasteis el Sí/Sí en la consulta por la independencia de Cataluña. ¿No es mejor entrar en las instituciones que alentar a otros que creen instituciones nuevas? ¿Realmente hicisteis campaña?

No hicimos más campaña que sacar en su día un comunicado y al día siguiente de la consulta otro. Se trata de reconocer una situación en Catalunya, por la que una parte importante de la sociedad se ha movilizado por la independencia. Además reconocemos que no se movilizó alienada por Artur Mas como dice la prensa española, sino por sí misma y en muchos casos autoorganizada al haber llegado a una situación límite de hartazgo con una España que solo sabe poner palos en las ruedas a sus territorios periféricos.

Sabemos que nuestro Sí/Sí (que no era vinculante) no iba a ser determinante, ya que finalmente no sirvió de gran cosa. De la misma forma algunas personas de nuestro proceso se abstuvieron y otras se adhirieron al No/Sí como propuesta que promovía otro sector del campo libertario y autónomo. Reconocemos que no tenemos resonancia a nivel catalán. Pero la consulta tampoco ha sido una cuestión vinculante ya que la Generalitat ha ignorado la voluntad popular. Los gobernantes catalanes no plantean seriamente la ruptura con España y han intentado arrebatarle el poder de decisión a la ciudadanía y vehicularlo a través de las elecciones “plebiscitarias” del próximo septiembre. Si hasta ahora se han mostrado como partidarios de la independencia ha sido por la influencia de una sociedad civil muy movilizada por este tema.

Pensábamos que había que apoyar esta movilización, pero críticamente y haciendo ver que la independencia también la queremos tanto para todos los pueblos como al respecto con la Unión Europea, la OTAN, el capitalismo, el patriarcado, etc. y que el “derecho a decidir” debería aplicarse para todas las cosas que afectan nuestras vidas... en definitiva se trata de hacer reflexionar, de instalar un debate, más que adherirse de forma acrítica a la constitución de un nuevo estado. Pensamos que se debe apoyar a quien busca una ruptura en Catalunya y en este caso una parte de la población la veía como algo deseable. Hay que fomentar la ruptura a través de la creación de contra-instituciones que permitan ejercer una soberanía popular.

Respecto a lo de las instituciones, pensamos que hoy en día el único estado que existe por aquí es el español (el Reino de España, por cierto). A este estado que nos dirige nos gustaría verlo desaparecer, y sustituirlo por un amanecer de los pueblos ibéricos, con entidad propia e igualdad de condiciones para decidir como relacionarse entre sí. El estado catalán está por crearse, y por ahora tiene unas estructuras de estado inicipientes. Solo la sociedad movilizada puede hacer que ese periodo de transición entre estados peligre y que aparezca un nuevo actor en la partida, el movimiento popular, del cual el anarquismo debería ser uno de sus principales motores hacia una especie de proceso constituyente desde abajo.

Nuestro papel en el proceso soberanista debería centrarse en variar el discurso identitario catalanista hacia un sentimiento de comunidad política de personas libremente adheridas. Tenemos que promover una visión de este proces como algo que deba ser ejercido desde abajo con mecanismos participativos y abiertos a su modificación. Tenemos que vincular el hecho de librarnos de un estado opresor a librarnos también de las élites autóctonas y apretar en cuestiones estructurales como la de una Catalunya sin ejército, fuera de la UE y la OTAN. De paso extender el debate sobre el “derecho a decidir” a cuestiones socioeconómicas y de otra índole que nos afectan en nuestra cotidianeidad. Pensamos que esto es lo que puede aportar el movimiento libertario a los debates del proceso soberanista.

ALB Noticias.- Incidís mucho en vuestro discurso en apoyar las luchas populares. ¿Cuáles os parecen más interesantes a día de hoy?

Las luchas de la vivienda hoy en día son un claro reflejo de la crudeza de la lucha de clases. En ellas participa gente en situaciones dramáticas, que se ha quedado en la calle, que lleva años en el paro, y que hasta ahora no se había organizado. Pero la organización genera fuerza colectiva y la acción que ésta conlleva logra victorias. Las victorias consiguen un empoderamiento evidente de las personas que participan. Este proceso nos parece muy positivo y lo vemos como un tema clave en la actualidad.

Otro podría ser un incipiente movimiento por la alimentación, la soberanía alimentaria, las redes de alimentos y el rechazo a la cultura del derroche capitalista en esta cuestión. Se trata de grupos de personas que se autoorganizan para crear su propio banco de alimentos. Y esto puede llevar a comedores populares y otras cosas. El proceso también logra empoderar a la gente que participa en ellos.

Otra lucha interesante es la que está llevando a cabo el movimiento feminista que se está reactivando tremendamente tras derrotar la ley del aborto de Gallardón. Cosas como la Vaga de totes o la economía feminista pensamos que son importantes pasos adelante como movimiento político autónomo a tener en cuenta.

También se empieza a hablar hoy en día de sindicalismo de barrio o comunitario. Los sindicatos se centran en la acción en las empresas, pero pocas veces llegan a las comunidades. Pocas veces sale el conflicto a la calle. Y cuando lo hace se demuestra que se rompe la paz social, que el barrio no deja pasar una injusticia de un vecino. Sistematizar esto es un paso importante.

Algo similar hacen las asambleas de barrio. El movimiento asambleario tiene mucho potencial, pero debe verse a sí mismo como un contrapoder real, una institución que consigue cosas, que tiene utilidad más allá de hacer asambleas por hacerlas.

En el campo de las luchas de defensa del territorio tendríamos que nombrar a la campaña contra el Fracking que ha logrado varias victorias importantes, y que logró organizar territorios huérfanos de organizaciones, asociaciones o entidades sociales. En general estas luchas tienen alguna coordinación entre sí, pero pensamos que aún le falta camino por recorrer.

A nivel más macro, la lucha clave hoy en día es la de derrotar el TTIP y los tratados satélites que lleva vinculados, que son aún peores como el CETA o el TISA. Si se aplican y entran en vigor el estado español perderá la mayor parte de su soberanía en beneficio de las grandes corporaciones y veremos nuestras vidas aún más precarizadas.

Por último, el movimiento estudiantil, que es capaz de lograr masividad rápidamente. Tiene la posibilidad de llenar las calles y paralizar los centros de estudios. Pero está sometido a procesos de activación y reflujo constantes que hay que revertir. Por otro lado el movimiento se encuentra dividido en tanto a reivindicaciones parciales, tendencias políticas internas y cuestiones de marco territorial que lo alejan de sus objetivos.

ALB Noticias.- ¿Qué puede hacer una organización como la vuestra para apoyarlas que no se pueda hacer individualmente, y más cuando afirmáis que la función de los grupos locales no es la agitación y la propaganda?

Nuestro proyecto de organización debería basarse en la formación y en el análisis para apoyar estas luchas concretas. Debemos vernos como un motor de iniciativas, catalizadores de nuevos proyectos para que apunten desde lo concreto, desde lo que tenemos aquí y ahora hacia el poder popular y la lucha revolucionaria. Si vemos que la lucha necesita de algo que su propia militancia no ve, por ejemplo la creación de un medio de comunicación propio, cobertura antirrepresiva o una caja de resistencia, nuestra función es decírselo a través de nuestros militantes que participen dentro de ella.

Y tenéis razón en que no hacemos propaganda anarquista ni agitación. Nuestro papel está en la estrategia y la táctica de los movimientos populares siendo una columna vertebral constante y con recursos detrás para poder aportar. Pensamos que si desarrollamos un papel serio dentro de los movimientos sociales que contribuya a que avancen, es bastante posible que mucha otra gente que nos tome como modelo de referencia el anarquismo. Es una propaganda por el ejemplo y el compromiso.

ALB Noticias.- También os referís a alianzas con otras organizaciones. ¿A cuáles os sentís más próximos?

Nos sentimos más próximos de la tendencia que existe similar a nuestro proceso en el resto del estado y que pretende igual que en nuestro caso generar una organización político-social libertaria. También como es obvio, nos sentimos cerca de nuestros espacios de militancia, en especial de los sindicatos en los que estamos afiliados como la CGT o la CNT. También de las iniciativas libertarias que han ido surgiendo en estos años en los barrios de Barcelona y también en otros pueblos y ciudades catalanas. Con estos algunos de estos colectivos y asambleas mantenemos contacto aunque lo profundizaremos con el tiempo. Y también con la Federación Estudiantil Libertaria, a la que asistimos a su fundación.

Presentación en Reus, 13-11-14

Agenda próxima:

  • Igualada, presentación en el CSA Delícies, 20 feb. 19h.
  • Sants, reunión abierta (para personas interesadas en participar proceso), Centre Social de Sants, 20 feb. 18:30h.
  • Manresa, asamblea, local carrer Escodines 21, 21 feb. 11h.
  • Sabadell, presentación en el Ateneu Llibertari de Sabadell, 21 feb. 18:30h.

 

Para saber más:

https://procesembat.wordpress.com/

Entrevista del periódico Diagonal:

https://www.diagonalperiodico.net/global/24126-todo-mundo-tiene-derecho-la-oportunidad-poner-practica-sus-modelos-politicos-pero-sin

Entrevista del periódico CNT:

http://www.cnt.es/noticias/el-15m-es-la-constataci%C3%B3n-de-que-una-parte-importante-de-la-sociedad-es-af%C3%ADn-las-ideas?page=21

Reportaje fotográfico de Disopress:

http://disopress.com/media.details.php?mediaID=MDc1NTExMzFlNmYyOTc3

Aviso Legal  |  Política de Privacidad  |  Contacto  |  Licencias de Programas  |  Ayuda  |  Soporte Económico  |  Nodo50.org