Reflexiones sobre la campaña contra la cadena perpetua en el estado español hechas desde dentro

 

No soy persona de hacer tal o cual valoración/evaluación sobre determinados hechos, en un momento dado, de la acción y sobre la forma de incidencia que esta acción ejerce sobre determinada dinámica social y hacia donde la conduce. A parte que mi situación como actuante, pero sin los suficientes elementos de análisis sobre algunos aspectos, me lo impiden. Esta claro que me ha llegado algo de información por algunxs compañerxs de la “rue”, pero estas informaciones, me dicen que excepto algunas individualidades (un abrazo a Mauri, Nöel y Michel) seguimos pecando de errores anteriores. Ha habido falta de coordinación, incomprensión del mensaje, dispersión total y desconocimiento de la lucha y la táctica: mientras la gente se solidarizaba con los italianos o los griegos, no sabían o no querían ver, que la punta de lanza donde residía la fuerza de esas demandas, era la del Estado español, un Estado que, junto con EE.UU., es el segundo del mundo donde el cumplimiento de las condenas es de mayor duración, donde los índices de suicidio están por encima de los de EE.UU.; donde la salud es una ilusión...Donde, en definitiva, la industria del encarcelamiento y del asesinato institucional se han convertido en un negocio muy lucrativo, que incrementa las arcas del estado y que políticamente les proporciona un discurso a los administradores y legisladores demasiado cómodo y sin costas.

Para mandar esta valoración/evaluación en un plano positivo, debo decir que por lo menos se ha vuelto a visibilizar de nuevo (¿cuántas van ya?) el asesinato institucional que se practica en las prisiones.
Sobre internet, ¿qué puedo decir? Deberíamos, pienso yo, estar más en la calle y utilizar internet lo justito. Sobre la participación, parece que me suena, aunque, como es habitual, circunscrita al ámbito habitual. Por parte de la gente de dentro, la participación también fue escasa, cosa comprensible, ya que la mano de la represión es muy larga, pero en Andalucía fueron 60 presos.

A la gente de fuera, agradecerles a todxs aquellxs que, estando equivocadxs, piensan que con este tipo de acciones vamos a conseguir, no solo destruir el Estado, sino que nos tomen en serio. Bueno, si esa es su estrategia, yo siempre estaré ahí.
Lo que yo pienso de todo esto, y para aportar algo que no sea todo una crítica, exento de la misma es lo siguiente:

Hizo falta incrementar la ampliación de la protesta hacía límites de mayor confrontación contra el sistema social-económico-cultural a nivel mundial que nos quieren (ya nos han impuesto, casi) imponer.
Para llevar a cabo esto, debemos hacer hincapié en los métodos expeditivos herencia de nuestro pasado. Es ineludible que a estas alturas de la película, todavía nos hagamos preguntas sobre ciertas formas de actuación desde un punto de vista ético-moral, y más cuando las circunstancias lo requieren, y las mismas han cambiado de forma total, en lo que se refiere a lo social.

También pienso que debemos impulsar (en está dinámica) la sostenibilidad y el compromiso de la comunicación cárcel-calle, y no solo eso, sino involucrarnos en acciones conjuntas. Eso es indispensable.
También debemos, como prioridad personal, hacer ver al poder y a sus ejecutores que nuestras acciones pueden ser nefastas para ellxs. Necesitamos “preparación” para hacerles entender el mensaje. Más o menos esto es lo que yo saco en claro. Decirles a todxs lxs compañerxs, que cuanto antes empecemos, mejor.

Lo dicho:

-Coordinación y concertación de acciones cárcel/ rue.

-Liberarnos de prejuicios, ya que bastantes brechas nos separan como “ ciudadanos” como para que encima las agrandemos en nuestras relaciones humanas.

-Incrementar acciones más físicas-materiales, en el campo de actividades de lo que nos ocupa. Dar prioridad a las acciones de carácter económico.

-Prolongar en el tiempo, tanto dentro como fuera, apoyándonos mutuamente, las labores de propaganda, haciendo hincapié y difusión de la problemática, pero sin convertir la misma en el eje de nuestra acción.

-No debatir tanto en torno a lo que se quiere conseguir, si no a lo que se consigue a través de la práctica diaria de las acciones revolucionarias y de combate.

Exigimos del Estado español, amparándonos en sus leyes funcionales que operan en un solo sentido, por lo tanto son injustas y discriminatorias. Y sobretodo el estamento Judicial, que no cesa en su labor abstraccionista y con lo que eso conlleva, una letalidad que hay que añadir a la que supone un encarcelamiento en el Estado. Dicho esto, manifestamos nuestra repulsa y asco por este estamento y, haciendo un alarde d buena voluntad, proponemos para su cumplimiento y para solucionar el crimen de “ Lesa Humanidad”, que hoy en día es algo consustancial al negocio de la muerte, lo siguiente:

-La puesta en libertad de TODXS lxs compañerxs cumplidxs.

-Abolición del Código penal de 1995, ya que consideramos que dicho código fue una involución / retroceso en la forma de cumplimiento.

-La abolición de la reforma del mimo de 2003, que supuso, de hecho, el incremento de las condenas hasta un límite máximo de 40 años (cadena perpetua encubierta).

-La excarcelación de todxs lxs enfermas con padecimientos de salud incurables y que pone de manifiesto, la crueldad y el odio de estxs gestorxs de la muerte, además de la afición por el asesinato de Estado.

-El cese de los departamentos de “segregación” ( aislamiento) dentro de la prisión, y de todos los artículos en referencia al régimen de vida, que tan solo tienen una finalidad: locura, tortura, suicidio y asesinato.

-Erradicación de las TORTURAS, MALOS TRATOS, VEJACIONES y ASESINATOS, y tratar de conocer a lxs que ofrecen estas prácticas para acabar con la impunidad ( amparada por el Ministerio de Interior, el Ministerio de Justicia y el Sindicato de carceleros) de la forma que sea.

-Excarcelación de TODXS aquellxs presxs que, independientemente de estar sujetxs a cualquier tipo de los Códigos Penales mencionados, y que lleven 20 años de prisión, o estén en libertad condicional, y ya que no habría ningún impedimento legal técnico-legal para hacerlo ¡calle!

-Abolición y supresión de la Audiencia Nacional, ya que es heredera directa del “Tribunal de Orden Público”, de carácter conservador y filo-fascista, y antiguo y actual instrumento del poder político para enmascarar la represión más absoluta contra lxs disidentes y darle un barniz democrático a sus “actuaciones” de guerra. De casta le viene al galgo.

Por último, hasta la demolición absoluta de esta industria (que, además, le sale carísima al ciudadano y no ofrece ninguna solución, ni cultural, ni social) del asesinato, debemos ampliar la guerra a otros ámbitos y prepararnos con determinación y sacrificio, pues, por sino os dais cuenta, muchos seréis los próximos.

Para acabar, agradecer a la Asociación GGEBE-ADDSI el llamamiento que emitieron en relación a este tema de las cadenas perpetúas. Agradecimiento por su exposición, claridad y visión global o histórica de los graves problemas que no solo nos afectan a lxs presxs, sino a todos los seres humanos amantes de la libertad.

P.D.: Suscribo todas sus propuestas y acepto como estandarte ideológico y de lucha sus propuestas. Espero noticias de lxs compañerxs. Es hora de actuar. Es hora de que se nos respete.

Juan Carlos Rico Rodríguez

C.P. Madrid V (Soto del Real)
Ctra. Comarcal 611 Km. 37,6
28770 Soto del Real
Madrid

 

Aviso Legal  |  Política de Privacidad  |  Contacto  |  Licencias de Programas  |  Ayuda  |  Soporte Económico  |  Nodo50.org